Clausura Curso UIMP_FOTO
La directora general de MARE clausura, en nombre de la vicepresidenta del Gobierno, el curso Sostenibilidad de Ciudades: La gestión de los activos ambientales y su impacto en la resiliencia de Ciudades
El curso se ha celebrado del 21 al 23 de agosto en el marco de los Cursos de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo
Autor: MARE
Publicado el 24/08/2017 0:00:00


La directora general de MARE, Dña. Rosa Inés García Ortiz, ha clausurado el pasado día 23 de agosto, en representación de la Vicepresidenta del Gobierno Dña. Eva Díaz Tezanos, el Curso de Verano de la UIMP, Sostenibilidad de Ciudades: La gestión de los activos ambientales y su impacto en la resiliencia de Ciudades, que se ha celebrado del 21 al 23 de agosto, dirigido por D. Ellis J. Juan, Jefe de la División de Vivienda y Desarrollo Urbano del Banco Inter-Americano de Desarrollo.

En el curso han intervenido expertos internacionales y representantes de instituciones y empresas tanto nacionales como europeas y especialmente latinoamericanas.  MARE ha estado también presente a través de la intervención de D. Ignacio de la Cuevas, director de Residuos y Relaciones Externas, en la sesión dedicada a la gestión de residuos:  Sistema integral para la gestión de Residuos Sólidos: ¿Negocio Privado?. 

A continuación, se reproduce el discurso que la directora general de MARE ha dirigido a los asistentes al curso en el acto de clausura:

“Buenas tardes, 

En primer lugar quiero disculpar la no asistencia de la vicepresidenta y consejera de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria a la clausura de este curso , por causas ineludibles propias de su responsabilidad.

En su nombre, les felicito por esta oportunidad que han disfrutado , cual  es la asistencia a este curso, de gran interés  para el intercambio de experiencias y conocimientos en la gestión de residuos y su financiación,  potenciando la cooperación y transferencia de conocimientos en este terreno.

En segundo lugar, agradecer al director del curso sus trabajos (sin duda eficaces, dada la asistencia y audiencia al curso), a todos los ponentes por  sus exposiciones  y a mi querido amigo,  D. José Luis Gil, la invitación cursada a  MARE,S.A. (empresa pública cuya responsabilidad de dirigir me ocupa  y preocupa en esta etapa de mi trayectoria política).

Todos ustedes saben que vivimos un momento de grandes desafíos a futuro, en el que las respuestas eficaces cobran mucho protagonismo. Y el residuo – los residuos- son una primera línea de nuestras preocupaciones, porque no dejan de ser uno de los mayores productos de la actividad humana. Cada persona utiliza entre 12 y 15 tm de materias primas cada año y genera más de un tercio de este volumen de basura.

El viejo modelo de extracion, fabricación, utilización y eliminación  ya  es insostenible, y además ha alcanzado su límite y es necesario un modelo nuevo que utilice y optimice los flujos materiales, energía y residuos, con el objetivo puesto en ser eficaces en el uso de los recursos.

Pues miren, en la búsqueda de ser eficaces, (y los asistentes a la primera mesa de esta mañana han tenido oportunidad de verlo y escucharlo en las intervenciones de D. Ignacio de las Cuevas, director de residuos de MARE y D. Joaquín Pérez Viota, director general de TIR Cantabria), Cantabria, a través de la empresa MARE tiene establecido contractualmente la colaboración  público-privada para el tratamiento integral de residuos hasta el año 43,  en el mejor escenario posible, porque se alumbró en el momento oportuno y porque se asienta en el camino seguro de la continuidad ,sea cual sea el devenir político en la región.

Como directora general de  la empresa MARE, quiero decirles que les habla una socialdemócrata defensora de  la cooperación público-privada.

Hablar de esa cooperación es  hacerlo de realidades diferentes pero que tienen un elemento común y es que implica una asignación de papeles a los actores públicos y a las empresas privadas en esta relación.

Queda ya muy antigua, esa visión histórica basada  en la confrontación dura, donde había una vocación de totalidad o exclusividad entre lo que debía hacer lo público y lo que debía hacer lo privado.

En la nueva visión de esta colaboración, se hace un repato de funciones:

  • Lo público, el Estado, aporta acciones transversales estratégicas además de recursos,                            
  • La parte privada ejecuta las acciones a su riesgo y ventura, aunque con apoyo público de direcciones  estratégicas, de asunción de riesgos sistémicos, de fijación de objetivos, de obtención de retornos públicos y de evaluación y control de los resultados.

Es decir, en  los casos de colaboración público/privada, la calidad institucional, la existencias y aceptación de reglas de juego claras, así como el funcionamiento estricto y profesional de los órganos de control, son condiciones sine qua non para el buen funcionamiento de la cooperación. Si la colaboración publico/privada ha venido funcionando en sectores como la gestión de infraestructuras y equipamientos,  también puede funcionar en la gestión de los servicios públicos.

En MARE trabajamos para hacer una empresa sostenible, no solo medioambientalmente, si no también económica, laboral y socialmente.

Y estamos estudiando un plan director  que intentamos sea una herramienta útil para consensuar las líneas maestras del futuro de MARE. Les adelanto que una de esas líneas,  en la que más empeño pondremos, es ofertar el servicio de asesoramiento técnico, de nuestra experiencia y conocimientos, a instituciones ,ciudades, empresas y entes,  que evidencian  la necesidad del tratamiento integral de sus residuos.  Y también en esto, intentaremos mantener la colaboración  público-privada.

La gestión pública del medio ambiente en una región como Cantabria, debiera estar siempre al margen de los cambios democráticos de gobierno y para ello, consensuar el planeamiento del futuro es esencial. 
 
Creo poder afirmar, y si me equivoco me corrigen, que tanto la que les habla, como D. Jose Luis Gil que nos acompaña y el  vicerrector de la universidad presente,  compartimos este principio básico de convivencia,  en y por la calidad del aire que respiramos, el agua que bebemos y el calor o el frío que en cada momento necesitamos los seres humanos.

Los residuos, su gestión y tratamiento, reto de futuro esencial en el objetivo máximo que ocupa hoy al mundo en serio: la lucha contra el cambio climático.

Muchas gracias por su atención y, en nombre de Dña.Eva Diaz Tezanos, vicepresidenta y consejera de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria,  se da por clausurado este curso.”